Incluye a las propiedades que tengan producciones ganaderas caprinas y bovinas afectadas por la sequía del verano pasado.

El Gobierno de Mendoza declaró el estado de emergencia y desastre agropecuario para las propiedades ubicadas en la provincia que tengan producciones ganaderas caprinas y bovinas afectadas por la sequía del verano de 2020.

El decreto firmado por el gobernador Rodolfo Suárez y el ministro de Economía Enrique Vaquié salió publicado en el Boletín Oficial.

La declaración del estado de emergencia abarca el período comprendido entre septiembre 2020 y marzo 2022. Sin embargo, el Ejecutivo podrá modificar las disposiciones de acuerdo a lo que informe la Dirección de Ganadería.

Según el informe de la Dirección de Contingencias Climáticas, las precipitaciones acumuladas desde enero a agosto de 2020 en el área cultivada de Mendoza fueron de 107,4 mm, lo que representan un 60,8% del promedio histórico (2007-2019) acumulado para dicho período y confirmó que el 2020 está atravesando un período de sequía. La información se registró por la Red de Estaciones Agrometeorológicas.

El estado de emergencia está en el marco de la Ley Provincial N° 9083, Ley N° 26.509 de Emergencia Agropecuaria Nacional, su Decreto Reglamentario N° 1712/09, a la que la Provincia adhirió mediante Ley N° 8146, en todo el territorio provincial.Decreto 1282-2020 Declaración Emergencia